¿Porqué se paralizan los sueños?

Las miradas de algunas personas  reflejan la insatisfacción de su vida. Sus rostros opacos, sin alegría y con dureza nos deja al descubierto que algo no anda bien.  Cuando comenzamos a investigar a través de una charla o una consejería terapéutica, descubrimos lo que temíamos, sus vidas no han podido lograr lo que un día soñaron. La inseguridades y una poca estima por acontecimientos de sus crianzas o la paralización por la falta de educación lleva al individuo atrazar lo que Dios depositó para su vida.

Tristemente casi todo comienza en el núcleo de la familia. La familia es la escuela de entrenamiento para cada individuo. Del núcleo familiar se construyen las fortalezas, la confianza y seguridad del ser humano, podemos añadir la protección y los planes futuros. La familia es el enlace vital en la formación de la vida profunda en el conocimiento de nuestro Señor Jesucristo y el propósito de cada ser humano en la vida. Entrando en la explicación de porqué las personas abortan el sueño de Dios o lo paralizan he aquí parte de la respuesta.

Hay una historia muy impactante el la Biblia, la historia de José que me llama mucho la atensión. Cuando José fue criado sus hermanos empezarón a aborrecerle porque era el concentido de su papá y siempre estaba contando los sueños que le daba el Señor. Lejos estaba José de imaginarse que esos sueños traerían el dolor, humillación y desprecio de sus hermanos y podemos decir que aún su padre lo dio por ignorado. Él siempre mostró honor y honra a Dios, era muy obediente al trabajo asignado por su padre lo que enfurecía aún más a sus hermanos. Cuando trataron de matarle, imaginece la sorpresa de José, se lleno de terror y más aún cuando le vendieron como esclavo.

El sufrimiento de José fue desgarrador y sin saber por todo lo que atravesaría en Egipto. Pero mis amigos saben algo nunca seapartó de él la enseñanza de su padre en el Señor. Jacob fue un hombre que amaba a Dios y lo enseñó a sus hijos y José lo apredió bién, por lo cual nunca se apartó de él la confianza en el Señor.

Dios estuvo con José en todo su dolor y lamento. Él le proveía nuevas fuerzas y fortalezas, le daba ánimo y lo mantenía bendiciendole aún más. De un soñador pasó a interpretar sueños lo que lo llevó a ganarse el respeto y adminación del faraón y todo un pueblo. Sus sueños se hicieron realidad en su vida y todos los que no creyerón vieron lo que Dios había depositado en su vida.

Amigo tu que estás paralizado en tus sueños, quiero decirte que a veces las personas que nos rodean que prometieron protegernos, cuidarnos y estar con nosotros hasta los últimos dias de nuestras vidas no pueden entender la magnitud de los sueños de Dios para nuestras vidas. Ahora imaginate las demás personas que te rodean, ¿podrán ver en ti lo que Dios está viendo? Sólos los que estén llenos del poder y amor de nuestro Señor y entiendan lo que Dios proporciona para cada uno de nosotros serán capaz de entenderte y darte la mano para caminar al llamado de Dios. A José lo vendieron, lo humillaron y hasta lo dieron por muerto, a ti el divorcio, el rechazo de tus padres o los tuyos, el maltrado de los que amabas te paralizaron, pero te invito a poner la mirada en Cristo y creer en ti, porque algo va a suceder para bien en tu vida.

Comienza con evaluar tu vida y tomar ese plan de acción. Que incluye ese plan de acción buscar las herramientas necesaria para poderte levantar. Un consejero terapeuta es tu primer paso, luego busca un mentor espiritual, también necesitarás asesoramiento con educación para poder emprender tus sueños. Comienza a trabajar por los sueños que Dios depositó en tu corazón. Los sueños de Dios son grandes y no se pueden comparar con nuestros sueños que son temporales. Necesitamos impactar a nuestras familias y nuestra sociedad con algo grande que solo puede provenir de Dios. Tienes que salir a triunfar. Hay personas que necesitan saber tu historia. Hay personas que necesitan ser inspiradas. Vas bendecir a otros porque Dios te va a bendecir más aún. Hay personas que van a crecer por tu victoria. Vas a expandir el evangelio como embajador del Reino de Dios. José fue y es una inspiración de vida que ya no existe. Tu y yo necesitamos seguir el legado de José, donde la mentira, el dolor, traición, el abuso y rechazo lo que hacen en nosotros es tomar la posición de Victoria! Decidete a ser un triunfador!!

Estoy para ayudarte, en nuestro Centro de Consejería encotrarás herramientas para levantarte.

Dra Mildred Sierra                                                                                                        http://www.dramildredsierra.com                                                                              dramildredsierra@gmail.com